Robert Johnson

Si hay un músico mítico dentro del Blues ese es Robert Johnson. Trotamundos y vividor, murió con 27 años y se dice de él que vendió su alma al diablo para tocar tan endiabladamente bien (si se nos permite el juego de palabras). Para muchos, Johnson es el “abuelo del Rock&Roll” por haber sido versionado por multitud rockeros y bluesmen de todos los tiempos y, para Eric Clapton, Robert Johnson fue “el más importante músico de blues que haya existido”, pese a existir sólo 29 grabaciones de él.

robert johnson

Johnson nació en la localidad de Heazelhurst (Mississippi) como fruto de una infidelidad de su madre, Julia Dodds con un jornalero llamado Noah Johnson. Su madre se vió forzada a huir con Johnson a Memphis donde éste se cambió el nombre por C.D Spencer.

Posteriormente Julia terminó abandonando al padre de Robert y se casó con Willie Willis y crió con él a Robert en Robinsonville. En su adolescencia, su madre le confesó la historia de su nacimiento y el joven Robert Spencer decidió cambiar su nombre por el de Robert Johnson. Allí, en Robinsonville, aprendió a tocar la armónica y la guitarra y conoció a Charley Patton y a Willie Brown con los que trabó amistad.

En 1929 Robert se casó con una joven de 16 años llamada Virginia Travis Penton y se fue a trabajar de jornalero en una plantación. Sin embargo, al año siguiente su mujer y su hijo murieron en un parto dando un trágico vuelco a esta historia.

A las pocas semanas de quedar Johnson viudo, Son House pasó por Robinsonville para trabajar con Willie Brown. Robert quedó fascinado por la música de House y decidió salir a la carretera para ganarse la vida con la música.

Tras rodar por multitud de tugurios, esquinas y juke joints, Robert perfeccionó su técnica de tal manera que, cuando Son House y Willie Brown volvieron a verle tocar quedaron impresionados. Precisamente de esta increible evolución técnica surgió la leyenda de que Johnson había vendido su alma al diablo a cambio de tocar tan maravillosamente bien.

Y así, Robert Johnson siguió trotando mundo, conociendo mujeres y tocando en todo sitio donde podía hasta que, en Jackson,  conoció a H.C.Speir, un cazatalentos de ARC que se lo llevó a Tejas para grabar entre 1936 y 1937 los 29 temas que significaron en la historia de la música.

Robert Johnson, pese morir joven en 1938 envenenado con bourbon por un marido celoso, es un clásico que es sistemáticamente revisitado y reinterpretado por ser, probablemente, la esencia misma del Blues.

Comprar vinilo “Robert Johnson: The Complete Collection”

Apoya a “Pasajero del Blues”

Dona 1 euro para poder sufragar los gastos de nuestro blog.

€1,00

Interpretes

6 Comentarios Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: